Educación Primaria

Oposiciones de Educación primaria

En la pizarra opositores priorizamos la atención individualizada de los alumnos. Y… ¿a qué nos referimos con atención individualizada?

Distribuimos el tiempo de manera que, en cada sesión, el alumnado se entrene en la resolución de supuestos prácticos, comprenda el contenido del temario y desarrolle habilidades para poder elaborar una programación didáctica con una metodología innovadora. Completando de forma óptima todo el proceso de oposición en todas sus vertientes.

Para interiorizar los aspectos teóricos, además de sintetizar y actualizar los aspectos fundamentales en las sesiones presenciales, se le ofrece al alumnado un temario ajustado en extensión al tiempo marcado en la primera prueba de las oposiciones con todos los aspectos exigidos desarrollados atendiendo a los criterios de corrección de los tribunales y aportando un enfoque metodológico basado en los principios de la pedagogía moderna. Además de aportar posibles ampliaciones alternativas, para que dicho temario sea mucho más personalizado y centrado en su propia visión del proceso de oposición.

Desarrollar la programación didáctica

Otro porcentaje del tiempo de estas sesiones presenciales se dedica a desarrollar la programación didáctica explicitando cada punto que debe contener y ofreciendo distintas visiones pedagógicas para que sea el propio alumno quien construya dicho proyecto siempre acompañado de las orientaciones de maestros especialistas en didáctica e intervención educativa.

De la misma manera, en cada sesión presencial el alumno desarrolla las habilidades y destrezas necesarias para enfrentarse al supuesto práctico. Nuestro equipo docente está compuesto por especialistas docentes en ambos ámbitos que promueven a través de su práctica educativa las actuaciones educativas innovadoras propias de la escuela nueva, lo que ofrece al alumnado una visión más amplia que le permite abarcar estos ámbitos desde una perspectiva basada en el enfoque competencial y funcional y, por tanto, en el aprendizaje significativo.

Para ello, en cada sesión, y desde el primer día de clase, se propone un supuesto práctico distinto. En primer lugar, se analiza el enunciado, ya que como se ha podido observar en los últimos supuestos prácticos, los enunciados son muy enrevesados y complejos, por lo que el primer paso es aprender a interpretar dicha información. Una vez se ha debatido dicha información y se comprende qué se exige, se lleva a cabo un debate de cómo se resolvería, tanto a nivel organizativo como didáctico, trazando un esquema de las ideas clave más relevantes. Además de todo ello también se trabaja en cada uno de los supuestos diferentes perspectivas sobre posibles casos de Alumnado Con Necesidades Específicas de Apoyo Educativo, ofreciendo herramientas y estrategias para el trabajo en el aula. Esta sesión enriquece al alumnado como grupo y de manera individual, ya que dichas ideas van a ser muy útiles a la hora de que el alumno se enfrente solo a cualquier supuesto que le planteen.

Se realizan correcciones tanto de la programación didáctica como de los supuestos prácticos y, también, se atienden las dudas que le puedan ir surgiendo al alumno, de una forma rápida y directa y con un contacto directo con el docente y formador, ofreciendo un canal abierto al diálogo y a la resolución de problemas.

Seguimiento durante todo el curso

A lo largo del curso vamos trazando las líneas de actuación para completar cada uno de los puntos de los que debe constar un supuesto. Una vez trazado dicho esquema en la puesta en común en el aula, el alumno debe realizar dicho supuesto de manera individual en casa y enviarlo por e-mail al profesor. De esta manera, se llevará a cabo una corrección exhaustiva de manera individual del trabajo realizado aportando distintas visiones para perfilar el supuesto de cada alumno de manera individual, porque al fin y al cabo nosotros somos como los niños, aprendemos haciendo, aprendemos de nuestros errores.

Con respecto a la programación, a la que también dedicamos gran parte del tiempo, la metodología que llevamos a cabo es la misma. Concretamos cada punto exigido en la convocatoria de la oposición y lo enriquecemos con aportaciones a nivel colectivo. Además, contamos con la intervención de especialistas en metodologías innovadoras como el aprendizaje cooperativo; en evaluación, que como sabemos la LOMCE exige una evaluación muy rigurosa en la que se debe saber manejar rúbricas a partir de la interpretación del currículo y con la ayuda del documento puente estableciendo la relación precisa entre todos los elementos prescriptivos del currículo; en organización de centros, atención a la diversidad… En la preparación de las Unidades Didácticas se guía al alumnado en su proceso de búsqueda y de investigación de recursos, ofreciendo alternativas pedagógicas al trabajo de los diferentes contenidos del aula.

Conforme el alumno va avanzando en la creación o revisión o mejora de su programación, recibe correcciones y orientaciones por parte del equipo docente de la pizarra para que tenga la seguridad de que en cada avance que hace lo tenga revisado y además, los docentes aportan ideas para mejorar su metodología y la forma de entregarla al tribunal.

Exposiciones para mejorar día tras día

A lo largo del curso, organizamos exposiciones, tanto de supuestos como de puntos de la programación. De este modo podemos ir corrigiendo tanto el lenguaje verbal como el no verbal. Hacia final de curso proponemos que los alumnos expongan la programación como si estuvieran en la oposición. De esta manera, se corrige y orienta dicha presentación. Dichas intervenciones son imprescindibles para revisar, corregir y mejorar la exposición e ir con seguridad el día de examen., por lo que este trabajo le permite al alumno a llegar a la exposición con total seguridad, y esa seguridad se nota en su actitud, y por tanto, genera mucha más credibilidad a la hora de contar su programación. Las programaciones además de ser buenas deben ser defendidas con calidad. En todo este proceso el docente tiene en cuenta todos los aspectos a mejorar y a reforzar para su exposición y puesta en práctica.

Además, se acompaña al alumno hasta el último día de la oposición, ya que durante esos días lo más probable es que surjan dudas.

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento del portal web y sus complementos, además de realizar estudios analíticos de navegación y mostrar publicidad en base al historial de navegación. Si continúa navegando acepta el uso de esta tecnología, puede obtener mas información visitando nuestra política de cookies